Materias fecales: ¿Tu caca está tratando de decirte algo?

Saludos lectores, hoy quiero contarte sobre la importancia de la materia fecal y como el color de las heces puede ser un indicador que algo anda bien o mal en nuestro organismo.

Lo más probable es, que no pases mucho tiempo pensando en tu caca. Aunque eso es perfectamente comprensible, hay una muy buena razón para prestar más atención a tu digestión y echar un vistazo rápido al inodoro antes de tirar de la cadena.

En este artículo, veremos los tipos de heces, los cambios que ocurren en tu caca y el significado de ello para interpretarlo adecuadamente, como por ejemplo, cuando se tienen las heces con moco y sangre o heces negras, líquidas o pastosas y como estos problemas pueden ser causados.

¿Qué es una caca “normal”?

Materias Fecales

Lo primero es lo primero, ¿cómo saber si hay algo malo?

La Escala de Heces de Bristol muestra los tipos de heces que se pueden presentar, fue creada por doctores de la Universidad de Bristol en 1997 y es ahora el estándar ampliamente aceptado para identificar problemas con tus heces.

Como puede ver, una caca “normal” tiene una forma de salchicha lisa, quizás con algunas grietas en la superficie.

A ambos lados de esto, empezamos a ver heces que son menos saludables. Probablemente estés familiarizado con el estreñimiento y la diarrea, pero ¿sabes qué los causa, o cómo pueden ser tratados?

1- Estreñimiento

Los dos primeros ejemplos de la Escala de Heces de Bristol, muestran cómo puede ser tu caca si estás estreñido. Puedes notar que tus movimientos intestinales aparecen en bultos separados y duros, o que pueden estar agrupados. De cualquier manera, no tendrán la apariencia suave de los números tres y cuatro y probablemente será difícil pasarlos sin esforzarse.

Vale la pena señalar aquí, que el estreñimiento es a menudo mal definido como una incapacidad para defecar, mientras que en realidad cubre cualquier dificultad para mover los intestinos. De hecho, si va al baño regularmente, pero ve constantemente heces duras o grumosas, es probable que sufra de estreñimiento.

Tratamiento del estreñimiento

La causa principal del estreñimiento es la falta de fibra en la dieta. La fibra se encuentra en muchos alimentos de origen vegetal y ayuda a mantener el intestino sano al permitir que los alimentos pasen más fácilmente por el sistema digestivo. Afortunadamente, la deficiencia de fibra es un problema relativamente fácil de resolver.

Además, hay dos tipos diferentes de fibra, soluble e insoluble, y es la primera (soluble) la que ofrece la mejor oportunidad de aliviar el estreñimiento. La fibra soluble es digerida por el cuerpo y ayuda a mantener las heces blandas. En cambio, la fibra insoluble no se digiere ni se descompone en su camino a través del intestino.

Lee este Artículo También  5 Frutas Ideales Para Aliviar La Gastritis

Entre los alimentos con alto contenido en fibra soluble se incluyen:

  • Cereales y granos.
  • Frijoles.
  • Garbanzos.
  • Verduras de Raíz.
  • Plátanos.
  • Manzanas.

Además de vigilar lo que comes, también es aconsejable beber mucha agua, se recomienda beber tres veces al día y hacer ejercicio regularmente. Si estas cosas no ayudan a aliviar el estreñimiento, un médico podría recetar otras alternativas como los laxantes.

2- Diarrea

Los últimos tres ejemplos de la Escala de Bristol son heces que muestran signos de diarrea. Si sus deposiciones son más blandas de lo habitual, o incluso son heces líquidas, existe la posibilidad de que sufra de diarrea.

A menudo se trata de un problema a corto plazo, con causas que incluyen virus, intoxicación alimentaria y parásitos, como la giardiasis transmitida por el agua, que generalmente desaparecen por sí mismos después de una semana. Algunos medicamentos también causan efectos secundarios que pueden incluir la diarrea.

Si ninguno de ellos tiene la culpa, podría haber una razón más grave para su diarrea. Por ejemplo, podría estar sufriendo el síndrome del intestino irritable, la enfermedad celíaca (intolerancia al trigo), la enfermedad de Crohn o la pancreatitis. Todas estas condiciones requerirán tratamiento, por lo tanto, consulte a su médico si su diarrea persiste por más de una semana.

Tratamiento de la diarrea

Para ayudar a tratar la diarrea de corta duración y hacer que su intestino vuelva a la normalidad lo antes posible, hay una serie de pasos sencillos que puede seguir.

La hidratación es importante, ya que la diarrea puede hacer que pierdas mucha agua. Aunque probablemente no tenga un gran sabor, una solución de agua salada también te ayudará, ya que la sal te ayudará a absorber los nutrientes que necesitas en tu intestino. La sal juega un papel importante en todo el proceso de digestión, desde la activación de la saliva al comer hasta la creación de ácido clorhídrico en el estómago que ayuda a descomponer los alimentos.

Cuando se trata de las comidas, la diarrea puede significar que no tienes tanta hambre. Sin embargo, debes intentar comer pequeñas cantidades si puedes – simplemente evita los alimentos con alto contenido de grasa o demasiado picantes, ya que pueden empeorar el problema.

Por supuesto, si la diarrea tiene una causa subyacente más grave, tendrás que empezar el tratamiento para esa enfermedad inmediatamente. Su médico le aconsejará lo que esto implica.

¿Qué significa el color de las heces?

Hemos visto cómo la consistencia de tu caca puede hacer que te des cuenta cuando algo va mal, pero ¿qué pasa si el color de las heces cambia?

No hay duda de que esto puede ser bastante alarmante. Mientras que en algunos casos el cambio es un hecho inocente relacionado con algo que has digerido recientemente, hay algunos cambios que no debes ignorar y debes alertar a un médico aunque sólo sea una vez.

Lee este Artículo También  Beneficios del Yogurt para la Gastritis

Echemos un vistazo a algunos ejemplos:

Heces Negra o Rojas

Las heces negras o rojas pueden ser un indicador de que hay sangre en tu caca, lo que por supuesto es algo que debes tomar muy en serio. Esta es una de esas ocasiones en las que la opción más segura es hablar con un médico y asegurarse de que no es nada serio.

Si tu caca es de color rojo brillante, esto indica que la caca contiene sangre y es fresca. Eso significa que probablemente estés sufriendo una hemorragia en el tracto gastrointestinal, lo que indica que, puedes tener varias causas posibles, por ejemplo, hemorroides o un sangrado por el ano. Aunque es desagradable, es menos probable que sea un indicador de un problema grave o a largo plazo.

Si su caca es de un color rojo más oscuro o negro, eso puede ser motivo de preocupación, ya que sugiere que la hemorragia se está produciendo en la parte superior de su tracto gastrointestinal.

La mayor preocupación aquí es, que esto podría ser un signo de cáncer de intestino. Esto está lejos de ser cierto, así que aunque es difícil no preocuparse, busque una aclaración de su médico para descartarlo.

A menudo, este tipo de heces puede atribuirse a bultos en el intestino llamados pólipos. Según Cancer Research, estos afectan a un 15-20 por ciento de la población y son particularmente frecuentes en personas mayores de 60 años. Sin embargo, los pólipos suelen ser benignos, y sólo el 10% de los casos dan lugar a cáncer.

El cáncer de intestino tiene la segunda tasa de mortalidad más alta de todos los cánceres. Una de las principales razones de esto es que la gente simplemente no se hace un chequeo tan pronto como debería. Hay exámenes disponibles que pueden proporcionar las respuestas que usted busca, así que no se demore.

Hay otras causas potenciales, incluyendo:

  • Ulcera estomacal/péptica
  • Cirrosis, por ejemplo, si la sangre no es capaz de fluir adecuadamente a través del hígado
  • Los efectos secundarios de ciertos tipos de medicamentos

Heces Verde

Hay algunas razones por las que tu caca puede ser verde, por lo que, es mejor no sacar conclusiones precipitadas.

Un problema común es que la comida pasa por tu intestino más rápido de lo que debería. Esto impide que tu cuerpo absorba todos los nutrientes que necesita de los alimentos como los vegetales verdes.

Esto puede ocurrir por varias razones, incluyendo intoxicación alimentaria, infecciones, gastroenteritis, síndrome de intestino irritable o enfermedad celíaca. Se trata de una gama bastante amplia de opciones, las cuales todas requieren tratamientos muy diferentes, por lo que obtener una aclaración de su médico le ayudará a identificar la razón de estos cambios y a tratar los síntomas.

Lee este Artículo También  Como Curar la Gastritis con Avena

Otra posible causa de la caca verde es la bacteria Clostridium difficile. Aunque a menudo se encuentra en el intestino, algunos pacientes que reciben antibióticos experimentan un desequilibrio en sus intestinos que permite que el Clostridium difficile se vuelva más dominante de lo normal.

A menudo, esto desaparece cuando se deja de tomar los antibióticos, mientras que un médico también puede prescribir un medicamento separado para ayudar a tratar el problema.

Heces Amarillas

Si tu caca se ve amarilla, una vez más, hay varias razones posibles. Una dieta alta en grasas podría tener algo que ver, particularmente si este nutriente no se procesa adecuadamente en tu sistema digestivo.

Se ha mencionado mucho en este artículo, pero la enfermedad celíaca es otra posibilidad aquí. Si tu cuerpo no puede lidiar con el gluten adecuadamente, puede resultar en heces amarillas.

Si no es tu dieta, entonces puedes estar experimentando las primeras etapas de un problema potencialmente grave de hígado, páncreas o vesícula biliar. Por lo tanto, si tu caca se mantiene amarilla por más de una semana, probablemente sea mejor que te la revisen.

Heces Blancas o Pálidas

Si tu caca es blanca o muy pálida, esto podría indicar que tu cuerpo tiene problemas para producir bilis. La bilis es una sustancia que se encuentra en el hígado y que ayuda a digerir ciertos alimentos, especialmente las grasas. También es una de las sustancias que le da a la caca su color marrón natural.

La falta de bilis es un problema potencialmente grave. Podría indicar un problema con el hígado, la vesícula biliar, el páncreas o los conductos entre estos órganos. Puede haber una obstrucción como un cálculo biliar, o puede ser un signo temprano de un problema hepático, como la ictericia.

Esto es ciertamente algo que debe investigar más a fondo, así que haga una cita con un médico y explíquele sus síntomas.

Qué hacer si te preocupa

Tu intestino es un lugar complicado. Con tantas cosas que están pasando, la mayoría de nosotros notaremos algunos cambios de vez en cuando. En la gran mayoría de los casos, estos son sólo temporales y pasarán después de unos pocos días.

Pero si ha notado algún cambio a largo plazo en sus movimientos intestinales, esto podría ser un signo de una condición como la enfermedad celíaca o el síndrome del intestino irritable (SII). Si le preocupa algún problema digestivo, te recomiendo visites a un especialista a lo inmediato.

Leave a Reply